¡Falsos mitos sobre protección solar!

28, junio, 2019 / Salud Ocular / Sin comentarios

El buen tiempo ya está aquí y con él vuelve la importancia de insistir en la protección, especialmente en los niños, ya que es habitual que estén muchas horas de exposición al sol y son más sensibles. Además, ¿sabías que hay estudios recientes que demuestran que hay riesgo atribuible a la exposición solar acumulada durante la infancia como factor de aparición de enfermedades en la edad adulta? Hoy va sobre cómo protegernos adecuadamente del sol y desmentir falsos mitos. ¿Te apuntas?

¿Debajo de la sombrilla estamos exentos de los peligros del sol?

No es verdad. La tela de la sombrilla no es un filtro UV. Bajo la sombrilla se mantiene un 35% de la radiación solar, haciendo que la exposición sea más prolongada y se acumule más radiación UV, tanto en la piel como en los ojos. Además, hay que tener en cuenta que la luz que nos llega reflejada de otras superficies, como la arena y el agua del mar, hará que la radiación solar sea más intensa. En la playa o en la piscina, los niños no tienen suficiente protección debajo de la sombrilla.

¿Es suficiente proteger a un niño con una gorra?

Tampoco es suficiente. El uso de sombrero o gorra con visera puede reducir la exposición de los ojos a los rayos UV, pero para protegerlos mejor de los rayos directos y periféricos se recomienda el uso de gafas de sol envolventes. Recuerda que los niños necesitan incluso mayor protección UV que los adultos. El riesgo de daño a los ojos y la piel de la radiación UV solar es acumulativo a lo largo de la vida.

¿Si el día está nublado es necesario utilizar gafas de sol?

Sí, ya que la radiación solar siempre está presente, desde que amanece hasta que anochece. Sólo la lluvia, la niebla y las nubes bajas reducen significativamente la exposición a la radiación UV.

¿Si conduzco no hace falta usar gafas de sol?

Es totalmente falso. ¿Sabías que conducir con el sol de frente es la situación que más fatiga visual causa a los conductores? Y sin embargo, el 12% nunca utiliza gafas de sol y el 33% sólo las usa de forma ocasional.

Qué horas del día son las más peligrosas para la vista?

Al contrario de lo que ocurre con la piel, los principales efectos de la radiación solar sobre la vista se producen al amanecer y al atardecer, momento en el que el sol está más bajo y sus rayos inciden de manera directa sobre los ojos.

¿Los ojos tienen memoria?

Sí que la tienen. Además de efectos a corto plazo en los ojos (como la queraconjuntivitis, el daño ocular por los rayos ultravioleta) es acumulativo y permanente. Aunque no notemos el daño, la radiación produce patologías crónicas como la pinguécula, las cataratas o la Degeneración Macular Asociada a la Edad (DMAE).

¿Las gafas de sol que compras en la calle protegen igual que las de la óptica?

No es cierto. Todas las gafas de sol deben estar homologadas, de no ser así suponen un grave peligro para la salud visual. Adquirir las gafas en un establecimiento especializado con la supervisión y recomendación de un experto en salud ocular es garantía de salud.

¿Sabes de algún que otro mito que te gustaría desmentir?

 

*Fuente: periódico ABC

Dejar un comentario