Nuevo curso, nuevas gafas

09, octubre, 2020 / Campañas / Sin comentarios

9Antes de empezar el colegio, muchos padres llevan a sus hijos a una revisión ocular a su óptico-optometrista de confianza. Y, en muchas ocasiones, se les detecta alguna anomalía visual que el uso de gafas puede compensar. ¿Cómo deben de ser las gafas graduadas para los más peques de la casa? Te lo explicamos.

Cuatro ojos, gafotas o topo son algunas de las burlas -ya no tan habituales como hace unos años- en el colegio hacia los niños que llevan gafas. Lo primero que hemos de explicar a nuestros hijos es que las gafas no sólo sirven para poder ver mejor sino que son modernas y un complemento más para ir a la moda. Para ello, es importante que ellos mismo sean quienes escojan el modelo de gafas que mejor encaje con su personalidad y forma de ser y se sientan cómodos, guapos y seguros.

Farmaoptics te ayuda a cuidar la mirada de los más peques de la casa con la nueva colección FMO Kids. Son unas gafas seguras, ligeras y muy flexibles, ideales para poder correr, saltar y jugar. Los modelos FMO Kids están hechos con acetato, un material que ayuda a disimular el grosor de la lente y que es muy resistente a los golpes.

Lo más recomendable es que los cristales para las gafas infantiles sean orgánicos porque es un material que no pesa y ofrecen una mayor protección ante posibles impactos. También es aconsejable consultar a su óptico-optometrista de confianza la aplicación de tratamientos antirayaduras o antireflejantes e incluso para la luz azul para mejorar la calidad de la superficie óptica, evitar la fatiga ocular y cuidar lo máximo posible los ojos del pequeño.

Las gafas infantiles deben cubrir perfectamente el campo de visión. La parte central de la lente debe coincidir con las pupilas y no pueden ser, bajo ningún concepto, más anchas que la cara ni sobrepasar la línea facial de las cejas. Es importante que estén bien ajustadas por detrás de las orejas para que no se caigan con facilidad. Modelos como el FMO K-002 C2 ó el FMO K-OO3 C2 de Farmaoptics tienen dos sistemas de sujeción: varillas ajustables y una banda elástica y además terminales recubiertos de Rubber Soft para mayor confort y seguridad.

 

También es importante que nuestros hijos o hijas dispongan de gafas de recambio, sobre todo si su graduación es elevada. Ya que pueden romperse o sufrir algún problema de forma inesperada y la vida de nuestros pequeños no puede parar esperando unas gafas nuevas. Farmaoptics te lo pone fácil con sus colecciones FMO Kids y FMO con modelos chulísimos y prácticos, para todos los estilismos y con unos estuches rígidos y con cremallera a la última moda: color verde lima -en el caso de los más peques- y gris para los más jóvenes.

¿Nuevo curso? Nuevas gafas con Farmaoptics.

*Fuente: Colegio Oficial de Ópticos-Optometristas de Andalucía

Pin It on Pinterest

Ir arriba