Regreso al pasado

08, agosto, 2019 / Estilo / Sin comentarios

Todo vuelve y este verano el fervor vintage es tendencia. Reinventarse partiendo de épocas pasadas y adaptarlo al estilo propio, es la esencia de estilos como el Boho o el Hippie Chic que nos trasladan a los fabulosos años 50, 70 y 80. El secreto está en personalizar esas piezas que estuvieron de moda en otros tiempos, encontrar unos buenos accesorios que completen el look y optar por unas gafas de sol con aires retro que den el toque final al estilismo. Os contamos qué modelos pueden ser una buena elección para que el pasado os siente bien.

Microgafas

Son una buena opción para darle un toque bohemio a tu outfit, las gafas de sol redondas como John Lennon o en forma de ojo de gato como las grandes divas de los años 50. El secreto está en su pequeño tamaño -que sólo cubran los ojos- y en una montura que se encuadre bajo el arco de las cejas y deje el rostro al descubierto. ¿Te podrás resistir?

Rectangulares

Tendencia a finales de los años 80, las gafas de sol rectangulares son unas viejas amigas en nuestro armario de los recuerdos. Combinadas con chaquetas de grandes hombreras, nos trasladan a las noches de la “movida madrileña” o a los conciertos de Spandau Ballet, en los que nos dejábamos llevar por los brillos y la purpurina.

Cristales de colores

El Flower Power, de finales de los 60 y principios de los 70, lo podemos recuperar en gafas de sol con cristales de amplias gamas cromáticas que van desde el azul al rosa pálido. En maxi size, redondas o con montura metálica, confieren a tu estilismo un toque bohemio y son una clara oda al nuevo glamour, ideal para las fiestas estivales.

Con puente

Las gafas de sol con puente alto y montura metálica, de color dorado o plateado, adquieren un estilo retro que nos lleva, fácilmente, a revisitar los años 70. Es una clara tendencia de este verano y una buena solución para los que han optado por la ciudad para pasar sus vacaciones (encajan con cualquier tipo de actividad urbanita).

Y es que regresar al pasado está de moda. Las tendencias se crean, las siluetas dejan huella, las décadas se suceden y el diseño y el estilo de otros tiempos se adaptan a nuevas realidades, formas de ser y de ver la vida. Se trata de traer el pasado al presente o de construir un presente a partir del pasado. Quién sabe…

¿Lo viejo puede ser lo más nuevo?

 

*Fuente: VOGUE

 

Pin It on Pinterest

Ir arriba